miércoles 22 de mayo de 2019 - Edición Nº428
Editor Platense » El Lobo y El Pincha » 13 may 2019

El Lobo y el desafío de superar cuatro partidos para llegar a la gloria en la Copa de la Superliga


Por:
Alejandro Salamone

Cuatro partidos faltan en el camino de este Lobo del Indio Ortiz desde aquí hasta terminar la Copa de la Superliga que consagra a un campeón, otorga un lugar en la Libertadores y al subcampeón otro para la Sudamericana. Cuatro partidos. Uno contra Argentinos Juniors de local; otra llave contra Boca o Velez; y una potencial final contra uno de estos cuatro: River, Tigre, Atlético Tucumán y Racing. ¿Es imposible este sueño?; el técnico del Lobo dijo antes de comenzar su primer encuentro contra Newell's: "No somos menos que nadie, vamos a pelear" y vaya si lo está haciendo con intelegencia, sin regalarse, conociendo sus limitaciones pero también sus atributos para golpear en los momentos justos.

Muchas veces con el Indio Ortiz hemos titulado "A lo Griguol" y algunos hinchas nos han llamado para preguntar: ¿A qué Griguol se refieren, al del ´95 o a los que siguieron a ese equipo que con poco acarició la gloria pero no se le dio?. Es que cuando decimos "A lo Griguol" nos referimos a todos esos equipos, porque el viejo adaptaba sus equipos de acuerdo a los jugadores con lo que contaba y eso es justamente lo que hace su discípulo, el Indios Ortiz que, como alguien por ahí dijo, come pasto pero no come vidrios.

Quedan cuatro finales; con Pedro Troglio en la Copa Argentina pasada se escapó por penales contra Central en la final, después de haber superado a River, a Boca...dos gigantes. Ahora con el Indio quizás se presente la revancha, pues el fútbol siempre da revancha, es una frase hecha pero no por eso deja de ser tan cierta como que el agua es transparente. 

Los planteos hasta el momento en cada uno de los encuentros que disputó el Lobo en esta copa fueron a medida. Con Newell´s, única derrota hasta el momento por 1 a 0 fue un resultado que no reflejó lo que ocurrió en el partido; luego en Rosario se despachó con un 3 a 1 sin objeciones; llegó Defensa y Justicia, el equipo del momento, la gran sopresa, con un técnico de moda, y Gimnasia lo superó holgadamente de local y visitante logrando un 3 a 0 global inesperado por muchos pero no por el Indio Ortiz, el discípulo.

Ahora viene la revancha con Argentinos Juniors, una llave dificil tal como lo había presagiado el técnico, pero no imposible...como todo lo que podría venir si la supera.

Los torneos mano a mano siempre le sentaron bien a Gimnasia. En un torneo de estas característas fue campeón, la Copa Centenario allá por el año 1994. En esa final venció River...que ahora viene por la otra llave pero que se le hará cuesta arriba, pues viene de caer en Tucumán 3 a 0 ante Atlético y ahora deberá dar vuelta la historia en el Monumental.

Cuatro finales, triperos, permítanse soñar.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS

100%
El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio