lunes 14 de octubre de 2019 - Edición Nº573
Editor Platense » Salud y Jubilados » 3 ene 2019

Síndrome Confusional Agudo o Delirium en el Adulto Mayor


Por:
Dr. Vicente Tedeschi – Médico Geriatra

Desde hace mucho tiempo se conoce este síndrome confusional agudo en el adulto mayor y muchas veces se lo confunde con un cuadro demencial irreversible. Desde la época de Hipócrates podríamos decir que se lo conocía pero realmente fue bien descripto desde el siglo XVI.  Como lo definiríamos: Es un cuadro mental agudo que afecta a la cognición y la atención, causado por diversos factores orgánicos. Lo definimos como una alteración del nivel de conciencia (menor claridad de percepción del entorno) asociada a una menor capacidad de enfocar, mantener o desviar la atención con un deterioro cognitivo (como pérdida de memoria, desorientación o trastorno del lenguaje) con la aparición de un trastorno perceptivo que no pueda explicarse mejor por una demencia preexistente, establecida o en evolución. La aparición de la alteración es en un plazo de tiempo breve (generalmente horas o días) y con una tendencia a un curso fluctuante a lo largo del día.

 Esta alteración está causada por::

                a. Un problema médico general

                b. Una intoxicación o efecto secundario

                c. Un síndrome de abstinencia

d. Factores múltiples

La frecuencia de aparición es la siguiente:

Presente en el 11 al 24% en el momento del ingreso hospitalario

Aparece en el  5 al 35% durante el ingreso hospitalario

En el 10 al 60% de los postoperatorios

Apenas hay datos en atención primaria

Elevada prevalencia en residencias

A pesar de su elevada prevalencia, muchas veces pasa desapercibido (hasta el 50% de los casos)

Esto sucede especialmente en el subtipo hipoactivo . Cuando se diagnostica correctamente, a menudo no se registra en la historia. Debemos recordar que los ancianos no “se demencian” bruscamente.

El delirium se caracteriza por la aparición brusca con la siguiente sintomatología

Alteración del nivel de conciencia y de la atención, fluctuante

Trastornos en la esfera cognitiva (memoria, lenguaje, orientación…)

Alteraciones perceptivas (ilusiones, alucinaciones, falsos reconocimientos..)

Alteraciones emocionales (ansiedad, depresión, euforia, irritabilidad, miedo)

Estados crepusculares, trastorno del ritmo sueño-vigilia

 Los cambios de estado se suceden rápidamente a lo largo del día

Son raros los síntomas neurológicos focales

Los signos y síntomas somáticos son más frecuentes en ancianos son incontinencia, alteraciones de la marcha, afasia, trastorno del lenguaje, temblor, taquicardia, hipertensión, sudoración... etc.

Cuáles son los estados predisponentes:

Edad avanzada, demencia, otras enfermedades del SNC, enfermedades severas, alteraciones metabólicas y electrolíticas, medicamentos psicoactivos, alcohol, Infecciones, cirugía reciente

lesiones, traumatismos

Cuáles son los estados precipitantes o aceleradores: restricciones físicas, malnutrición, adición de más de tres medicamentos , sonda vesical y sucesos iatrogénicos (malapraxis).

El delirium es multifactorial (de muchos orígenes) a mayor vulnerabilidad (factores predisponentes) del paciente la agresión será menos severa (factores precipitantes)  mientras que ante la vulnerabilidad baja la agresión será más severa.

 

Este cuadro pseudodemencial  puede aparecer en los siguientes casos:

  1. Accidentes vasculares: infarto agudo de miocardio, gangrena, tromboembolismo
  2. Infecciones: neumonía, osteomielitis, infecciones urinarias.
  3. Metabólicas hipoglucemias (disminución del azúcar en sangre), falta de vitamina B12, insuficiencia hepática.
  4. Circulatorias: taquiarritmia, insuficiencia cardíaca, bloqueos.
  5. Insuficiencias del equilibrio organico:  deshidratación, impacto fecal (bolo fecal), hipotensión ortostática, trastornos electrolíticos ( baja o alta concentración de potasio, sodio, cloro.)
  6. Intoxicaciones: alcoholismo, venenos, drogas.
  7. Anemias: hemorragia oculta, artritis crónica, uremia,  canceres o tumores.
  8. Enfermedades del colágeno
  9. Caídas y traumatismos
  10. Cirugías: cataratas, cualquier cirugía con anestesia general
  11. Psicosociales: cambio de ambiente (internaciones de cualquier índole), pérdidas de un ser querido, pérdidas económicas.
  12. Epilepsia
  13. Depresión
  14. Hipo o hipertermias (baja o aumento de la temperatura corporal)

En la mayoría de los casos es un proceso brusco en aparecer y reversible en el caso que desaparezca la causa que lo causó o el paciente se adapte a esta nueva situación de vida, en los adultos mayores puede llevarnos más tiempo de recuperación ya que una de sus características en la dificultad severa para la adaptación a situaciones nuevas, además la desesperanza de los familiares, el desconocimiento del los tratamientos en geriatría o el mal diagnóstico por parte del personas no entrenadas puede agravar la situación y prolongar el delirium y transformarlo en un proceso permanente e irreversible.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS

100%
El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio El Editor Platense Radio