viernes 07 de agosto de 2020 - Edición Nº871
Editor Platense » La Región » 19 dic 2018

Se terminó el enamoramiento de viajar en tren. El gobierno anunció mejoras y resultó todo lo contrario

Los usuarios no dejan de quejarse. Ya no solo no se viaja cómodo, sino que además perdieron la puntualidad, la seguridad y la tranquilidad. ¿Tan solo un año duró el amor?


Por:
Mauricio Bustos

La imagen de pulcritud, comodidad, agilidad y seguridad con que Guillermo Dietrich, Ministro de Transporte de la Nación había presentado la vuelta del ramal La Plata - Constitución ya ni siquiera quedó en el recuerdo. Hay que buscar en internet para encontrar el video que enamoraba a todos y prometía placer al viajar.

Hoy la realidad es otra, totalmente distinta. Bastó que el gobierno anunciara medidas para mejorar el servicio, para que sucediera todo lo contrario, y las voces se alzaron no solamente en los andenes, sino en las redes sociales, donde los habituales pasajeros postean videos y fotos de cómo les toca viajar hoy, lo mismo que se quejan de las nuevas formaciones que puso el Ministerio de Transporte, que atentan justamente contra la comodidad que les brindaba viajar en las unidades adquiridas de China durante la gestión de la anterior administración. 

 

 

Hoy, varios de quienes viajan todos los días a la Ciudad de Buenos Aires por trabajo, notaron que ya no lo hacen en los trenes chinos equipados con aire acondicionado, sino que lo hacen a bordo de una formación Toshiba, que hace unos años fueron reacondicionados y que dejan mucho que desear.

El ramal La Plata cumplió un año en su recorrido de cabecera a cabecera y en estos meses no pudo sostener la calidad que comenzó teniendo. Hasta hace unas semanas los usuarios reclamaban trenes rápidos y mejoras en las frecuencias. Ahora, reclaman que se vuelva al servicio de hace un par de días.

 

En la Estación de Gonnet se observa la cartelera REAL de horarios. Escrito a puño y letra se decidío informar los horarios de las distintas formaciones ya que no condicen con las difundidas oficialmente. La impuntualidad se transformó en una constante. Todo muy desprolijo, como se ha hecho ya algo habitual. 

La explicación oficial, porque siempre hay una explicación para los despropósitos, se basa en las mejoras de las líneas Temperley/Bosques. Y lo dicen sin escrúpulos. Bajaron el servicio que se les brinda a un ramal, para mejorar otro ramal. Los pasajeros creen que la reducción en 6 minutos en las frecuencias solo en hora pico, fue una excusa para desarmar la línea. Pero no desesperen que dentro de pocos días arranca el 2019, un año electoral, y allí seguro que alguna mejoría llega como por arte de magia. Habrá que ver en qué sector/ramal las encuestas le dan mejor posicionado al oficialismo.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

Advertisement

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS