lunes 19 de octubre de 2020 - Edición Nº944
Editor Platense » Clubes y deportes » 8 oct 2020

Eliminatorias sudamericanas

Sin jugar bien, Argentina le ganó 1 a 0 a Ecuador

El conjunto de Scaloni se impuso con un gol de Messi de penal a los 12 minutos del primer tiempo. Precisamente el planteo de ayer buscó depender menos del capitán argentino, pero la idea requerirá de mucho rodaje. Por su parte, Paraguay y Perú empataron 2 1 2 y Uruguay le ganó a Chile 2 a 1


Una "nueva" Argentina "con" Lionel Messi y no "de" Messi, debutó con una victoria por 1 a 0 sobre Ecuador, en una cancha de Boca Juniors sin público por la pandemia de coronavirus, justamente con un gol de tiro penal del capitán albiceleste, en las eliminatorias mundialistas sudamericanas que desembocarán dentro de poco más de dos años en Qatar 2022.

El maridaje entre buen fútbol y triunfo no se pudo elaborar en una Bombonera más extraña que nunca, con "cero" aliento en las tribunas y estas "vestidas" de celeste y blanco en vez de azul y amarillo.

Todo fue inédito en el "templo" boquense, como rezaba la inscripción de una bandera extendida a la altura de la mitad de la cancha, en ese arranque de partido de unas eliminatorias a puertas cerradas que a los 12 minutos tuvieron al primer gol de Messi en terreno "xeneize" (además y por primera vez estaban autorizados cinco cambios por equipo).

Y así Argentina debutó en estas eliminatorias como había terminado las anteriores rumbo a Rusia 2018, con goles de Messi. En aquella oportunidad Jorge Sampaoli era el entrenador, Lionel Scaloni uno de sus ayudantes de campo y el partido se jugó en la altura de Quito, donde el seleccionado argentino se impuso por 3 a 1 con los tres goles convertidos por Messi y logró una agónica clasificación al Mundial ruso.

Hoy Scaloni es el técnico principal, el recambio se cayó por su propio peso y aquella Argentina "Messidependiente" se transformó en una Argentina "independiente" de su capitán, aunque inevitablemente "complaciente" con su nuevo rol de conductor, ese que ante este Ecuador del debutante técnico argentino Gustavo Alfaro iba a necesitarlo para abrir la cancha incesantemente.

Por eso Scaloni recurrió a un 4-4-1-1 con Lucas Ocampos perforando bien abierto por derecha y Marcos Acuña haciendo lo propio por izquierda. Y por detrás de un Lautaro Martínez condenado al fracaso entre los corpulentos Xavier Arrega y Robert Arboleda, siempre flotó Messi, cerca pero lejos a la vez de ese "falso nueve" al que lo condicionó el holandés Ronald Koeman en su hoy muy convulsionado Barcelona.

La propuesta de Alfaro, sin tiempo de trabajo, fue la de pelear el partido en el medio, apelando al juego físico y a la presión constante en el medio, algo que lo caracterizó a lo largo de toda su carrera y se hizo "más público" durante su último paso por Boca Juniors, a donde retornó para enfrentar a la Argentina.

Y pese a las diferencias de jerarquías individuales, Ecuador se las "rebuscó" para quitarle brillo a la Argentina, generarle dudas respecto de en que estado de madurez está para precisamente independizarse de "papá Messi", y generar un partido opaco, con pocas llegadas, con la tensión propia de un debut premundialista y manteniendo hasta la incertidumbre del resultado hasta el final.

No hubo chances mayores para Argentina después de ese tanto que llegó antes del primer cuarto de hora inicial por un penal que le cometieron a Ocampos y que dejó dudas que nunca fueron consultadas por el encargado del VAR, el polémico árbitro uruguayo Andrés Cunha, que le dio la derecha a la decisión adoptada dentro del campo de juego por el correcto Roberto Tobar, de Chile.

Ese primer tiempo que también mostró que Leandro Paredes sigue debiendo materias en su función de volante central, especialmente cuando debe recuperar y van con poco "timming" a los pies para hacerse amonestar apenas superados los 20 minutos de esa etapa inicial.

Dentro de ese panorama entonces, lo más sólido del equipo se vio atrás, donde Lucas Martínez Quarta mostró la categoría en franco ascenso que ya lo depositó en la Fiorentina, de Italia, hoy lo convirtió en la figura de la cancha y parece tener su techo mucho más alto todavía.

Pero arrancar el partido con siete de los nueve titulares debutando en eliminatorias, solamente con Messi (hoy llegó a los 71 goles con la selección, 22 en eliminatorias) y Nicolás Otamendi como sobrevivientes de la "vieja guardia" de la "Generación Lío" (los otros que ya las habían jugado eran Acuña, Paredes y Armani), y fundamentalmente con el "viejo" capitán en su "nuevo" rol, más complementario que hegemónico, hacen valer más esta apretada victoria, y la sostienen para lo que vendrá.

 

Y eso que vendrá es Bolivia, en la altura de los 3.650 metros de La Paz, el próximo martes 13, y cábalas al margen, que lo conseguido esta noche se revalide en el Hernando Siles, será fundamental para que el largo camino para estar en noviembre de 2022 en Qatar empiece a ser menos árido que la última vez.

En tanto en un duelo de entrenadores argentinos Paraguay y Perú igualaron en un partido a puro gol y emoción. El seleccionado "guaraní" que entrena el argentino Eduardo Berizzo, y el equipo de Ricardo Gareca, empataron 2 a 2 en el estadio Defensores del Chaco. Angel Romero, en dos ocasiones, para el local, mientras que André Carrillo (2) lo hizo en la visita.

Ángel Romero, jugador de San Lorenzo, anotó los dos goles de Paraguay (21m. y 36m. ST) y André Carrillo los dos de Perú (7m. ST y 39m. ST).

El partido se jugó en el estadio Defensores del Chaco, en la capital paraguaya de Asunción; y fue arbitrado por el argentino Néstor Pitana, secundado por los uruguayos Martin Soppi y Carlos Barreiro.

Dentro de un inicio discreto, Paraguay tuvo algo más la pelota y contó con Blas Riveros por derecha y la velocidad de Miguel Almirón por izquierda como sus mejores armas ofensivas, aunque al equipo en general le faltó profundidad.

En la primera de riesgo Darío Lescano exigió a Pedro Gallese y poco después un centro desde la izquierda de Riveros no pudo ser controlado por Almirón, de frente al arco.

Perú no encontró al talentoso Christian Cueva para generar juego y tampoco hubo desequilibrio del resto de los mediocampistas.

Por momentos el partido se discutió en el medio y, en ese contexto, volvió a acercarse el local, con un remate "mordido" de Gustavo Gómez que controló Gallese.

La segunda mitad tuvo un desarrollo parejo y fue el local el que llegó primero con peligro, con un remate cruzado de Mathías Villasanti que controló Gallese en dos tiempos. Pero en la respuesta Carrillo capturó un despeje de cabeza de Gustavo Gómez y superó a Roberto Fernández con un remate bajo y esquinado al palo izquierdo.

Los cambios ofensivos le sirvieron a Berizzo y Ángel Romero empató tras recibir en soledad dentro del área y definir sin inconvenientes.

El partido se hizo de ida y vuelta. Perú lo tuvo con un remate de Carrillo en el palo, que de todos modos de haber sido gol hubiese sido anulado por el VAR por posición adelantada.

Paraguay dio vuelta el resultado, con un disparo cruzado de Ángel Romero desde la derecha, inalcanzable para Gallese, pero Perú respondió de inmediato y Carrillo empató de cabeza, desde el borde del área chica.

El empate fue justo, con mejor sabor para Perú por su condición de visitante y por remontar la desventaja al final, que le permitió además a Gareca mantener un invicto de seis partidos como entrenador del conjunto incaico ante los guaraníes, con cinco triunfos y el empate de hoy.

El martes próximo, por la segunda fecha, Paraguay visitará a Venezuela, a las 19; y Perú recibirá a Brasil, a las 21; ambos en hora argentina.

En tanto el seleccionado uruguayo ganó 2 a 1 ante los trasandinos, con tantos de Luis Suárez y Maximiliano Gómez, mientras que Alexis Sánchez había igualado para al visita en el comienzo de ambos equipos en eliminatorias.

Y Uruguay derrotó a Chile en el estadio Centenario de Montevideo con un gol en tiempo de descuento en un partido marcado por la polémica utilización del VAR, en jugadas dudosas. 

En el comienzo de la eliminatoria sudamericana rumbo a la Copa del Mundo Qatar 2022, el ingresado Maximiliano Gómez convirtió el gol de la victoria del equipo dirigido por Óscar Washington Tabárez, a los 47 minutos del segundo tiempo.

Luis Suárez, máximo goleador histórico de Uruguay, había abierto el marcador a los 38 minutos del primer tiempo, luego de un penal cobrado tras revisión del árbitro paraguayo Eber Aquino en el VAR.

Por su lado, el atacante Alexis Sánchez (ex River y hoy en el Inter de Italia) había igualado transitoriamente para Chile a los 8m. de la segunda parte.

En el inicio de las eliminatorias, el VAR quedó otra vez en el centro de la polémica ya que el paraguayo Aquino revisó una mano de Sebastián Vegas para cobrar el penal que luego Suárez transformó en el primer gol del partido, Pero el mismo juez omitió una jugada similar de Sebastián Coates en la jugada previa al gol de Gómez, en el segundo minuto de descuento.

Uruguay se llevó demasiado premio en su presentación en el torneo clasificatorio ya que Chile, con muchas bajas, había hecho el esfuerzo para llevarse un punto a Santiago.

El equipo conducido por el "Maestro" Tabárez, quien a los 73 años cumplió 203 partidos como entrenador del seleccionado 'celeste', ahora deberá viajar a la altura de Quito para visitar el martes a Ecuador, de Gustavo Alfaro.

Chile, en tanto, buscará la recuperación cuando reciba, también el martes, a Colombia en el estadio Nacional de Santiago.

En un partido chato, Uruguay había hecho méritos para romper el cero ya que a los nueve minutos ya había avisado con un fuerte remate de Federico Valverde que se estrelló en el travesaño.

La ventaja, no obstante, llegó sobre el final de la primera parte luego de la primera polémica de la noche, cuando Brian Rodríguez, de buen partido, desbordó por la derecha y cuando quiso enviar el centro atrás se topó con el cuerpo de Vegas que desvió al córner. La pelota primero pegó en el cuerpo del defensor pero luego encontró el brazo derecho.

Ante el reclamo del equipo local, el árbitro Aquino frenó la ejecución del tiro de esquina y pidió ayuda del VAR para determinar qué había sucedido. Luego de unos minutos de demora, el árbitro se acercó a la pantalla ubicada a un costado del campo de juego y, tras analizar la jugada, cobró el penal para Uruguay.

El encargado fue Luis Suárez, que pateó a la izquierda de Gabriel Arias, quien eligió el lado opuesto, y llegó a los 60 festejos con la camiseta "celeste".

El delantero de Atlético de Madrid se metió entre los cinco máximos artilleros de Sudamérica por debajo de los brasileños Neymar (61) y Ronaldo (62), Lionel Messi (71) y Pelé que todavía se mantiene en el primer lugar con 77 goles.

En el festejo, Suárez exhibió una camiseta de apoyo para el arquero Fernando Muslera, quien además de haber sufrido una grave lesión en junio último, también padeció el fallecimiento de su madre.

Luego del descanso, Chile fue en busca de la igualdad y la encontró rápidamente ya que a los 8 minutos se encontraron los más experimentados -en un equipo plagado de bajas-para nivelar el encuentro.

Hubo una pared entre Charles Aránguiz y Eduardo Vargas y una gran asistencia del volante de Bayer Leverkusen para Sánchez, que el delantero del Inter supo definir con jerarquía ante el achique de Martín Campaña, el excapitán de Independiente que hizo su presentación en el arco uruguayo en eliminatorias.

Alexis Sánchez suma 44 anotaciones en la "Roja" y se afirma como el máximo anotador en la historia.

Sin embargo, el exdelantero de River tiene 15 en eliminatorias y todavía está detrás de Iván Zamorano y Marcelo Salas, quienes registran 17 y 18 gritos, respectivamente.

Después del gol, Tabárez sacó a Nicolás De La Cruz, quien tuvo su debut absoluto en el combinado uruguayo, pero no pudo demostrar el buen juego que habitualmente tiene en River Plate, y lo reemplazó a los 11 minutos del segundo tiempo por Nahitán Nández.

Cuando parecía que el partido terminaba en empate, a los 44 minutos, sucedió la otra polémica, cuando luego de un centro de Víctor Dávila la pelota pegó en la mano izquierda de Coates, pero Aquino dejó seguir.

En la jugada siguiente, Uruguay rechazó largo y la pelota le quedó a Gómez, quien había ingresado siete minutos antes, y con un fuerte remate desde afuera del área le dio la victoria agónica al local para extender la paternidad sobre Chile, que nunca pudo ganar en Montevideo.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS