domingo 20 de septiembre de 2020 - Edición Nº915
Editor Platense » Política y Economía » 22 jul 2020

Ante el Council of the Americas.

Alberto Fernández: "Confío en que los acreedores entiendan que es el último esfuerzo que podemos hacer"

El Presidente se expresó en esos términos en un encuentro virtual organizado por el influyente organismo empresarial estadounidense. También Cristina dio un contundente respaldo al ministro Guzmán en la negociación de la deuda


El presidente Alberto Fernández manifestó nuevamente que la oferta presentada por la Argentina "es el último esfuerzo que podemos hacer", al ratificar la propuesta presentada en la primera semana de julio que fue rechazada por tres grupos de acreedores.

"Confío en que los acreedores entiendan que es el último esfuerzo que podemos hacer", dijo esta tarde el Presidente ante un auditorio de empresarios, fondos de inversión y acreedores de la Argentina en el marco de un encuentro virtual organizado por el Council of the Americas.

"Confió en que los acreedores van a entender lo que estamos proponiendo; esto es lo que podemos hacer", repitió el jefe del Estado, quien subrayó que la oferta argentina "no es un capricho, es sensatez".

Fernández enfatizó en varias oportunidades la idea de que la propuesta presentada el 6 de julio pasado es "la que podemos hacer", al tiempo que habló del futuro económico de la Argentina, la crisis de deuda provocada por el macrismo y su profundización durante la pandemia de coronavirus.

La última oferta presentada por la Argentina contuvo una importante mejora respecto a la propuesta presentada el pasado 21 de abril, de casi 13 dólares cada 100 dólares de valor nominal de deuda, al ubicarse dentro de un rango de entre 53 a 58 dólares de valor de recupero.

En base a cálculos de mercado esa propuesta tiene apenas una distancia equivalente a U$S 1.600 millones en términos totales respecto de la contraoferta presentada por tres grupos de acreedores -Grupo Ad Hoc de Accionistas de Bonos Argentinos, el Comité de Acreedores de Argentina y el Grupo de Accionistas de Bonos de Intercambio-, que hicieron un último intento de unión para presionar más al Gobierno a ceder un poco más.

Los analistas -al analizar la contrapropuesta- advirtieron también que se limaron varias de las diferencias legales entre las partes, si bien mantuvieron algunos reclamos de parte de los acreedores formuladas con anterioridad.

A modo de ejemplo, los acreedores aceptaron el planteo argentino de tener dos criterios legales, uno para bonos del 2005 y otro para los bonos del 2016.

El lado negativo es que persisten con el pedido de reasignación de series de bonos posteriores al canje, una facultad de los soberanos que no está prohibida en las normas estandard que promueven el G-20 y el FMI, que a la postre permite a los deudores alcanzar las mayorías necesarias para llevar adelante con éxito una reestructuración.

La Argentina explicitó en el prospecto de canje la posibilidad de utilizar dicha opción, sin especificar si finalmente lo hará o no.

Mientras tanto, en un momento clave de la negociación de la deuda, la vicepresidenta Cristina Kirchner respaldó este martes la gestión del ministro de Economía, Martín Guzmán, al publicar un video con el título "Clarito como el agua", en referencia a declaraciones del funcionario.

De este modo, hizo pública, por primera vez, su postura en torno a la propuesta de pago que el Gobierno ofreció a los grupos de acreedores, en el marco de un diálogo complejo que al menos se extenderá hasta el 4 de agosto.

Con la frase: "Clarito como el agua", Cristina se refirió a las declaraciones periodísticas del ministro realizadas tras la decisión de un grupo de acreedores de presentar una contraoferta.

En el video, el titular del Palacio de Hacienda hace alusión a la imposibilidad de mejorar la propuesta y asegura que su gestión está enfocada en "resolver un problema que la Argentina ya tenía".

También agrega allí que la Argentina ofrece un plan en donde los acreedores no pierden, sino que "ganan menos", y que el caso contrario significaría más ajuste para el país, incluyendo al sector de los jubilados.

La publicación realizada en la cuenta de Twitter de la ex presidenta se produjo luego de una semana de un intenso debate dentro de la coalición oficialista del Frente de Todos, a partir de críticas formuladas por personalidades que apoyaron al gobierno.

Incluso, la vicepresidenta recomendó el 12 de julio la lectura de un crítico análisis realizado por un periodista en el que cuestionó la capacidad de los empresarios del Grupo de los 6 de estar a la altura de la convocatoria realizada por el presidente Alberto Fernández, en el cual se ponía en duda el compromiso de ese sector con el desarrollo nacional.

Por su parte, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, replicó la nota de Cristina y luego realizó declaraciones sobre el tema: "Debemos ser claros a la hora de hablar de la negociación por la deuda".

"Los que nos piden negociar rápido son los mismos que le pagaron a los fondos buitres más de lo que debían y después recurrieron al FMI", disparó el funcionario contra el anterior Gobierno de Mauricio Macri.

Y agregó: "Los acreedores fueron tan imprudentes como los encargados de endeudarnos. Se necesitó de ambas partes. Nuestro contrato electoral es con la sociedad argentina, que votó por un Nunca Más al endeudamiento irresponsable".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS