miércoles 08 de julio de 2020 - Edición Nº841
Editor Platense » Espectáculos y Moda » 29 jun 2020

Dark: la historia definitiva de viajes en el tiempo

La exitosa serie alemana llegó a su fin este fin de semana con una temporada oscura y compleja (Sin Spoilers)


Por:
Iñigo Montoya

Desde su estreno Dark se podría presentar como un caso extraño en el mundo de las series de público masivo o mainstream, ya que es todo menos un producto simple y pochoclero de sábado a la noche. Una historia sobre viajes en el tiempo donde el mensaje está más que claro, el tiempo no puede cambiarse, todo esto envuelto en una atmósfera melancólica y filosófica  generó un éxito inesperado y querido.

¿Por qué una serie con rasgos filosóficos y profundamente trágica es un éxito? Posiblemente no haya una sola respuesta a este enigma, lo que es seguro que tanto el público cinéfilo fue cautivado por sus referencias a películas de alto vuelo como Stalker de Andréi Tarkovski (1979), Interstellar (2014) o la serie Twin Peaks de David Lynch (1990), como la audiencia común que solo busca una historia entretenida, encontraron en ella un lugar donde quedarse.

Partiendo de que es una serie con una estética melancólica y gris, con el recurso constante de la lluvia para remarcar la tormenta interior de los personajes, vemos un producto con un cierto toque vanguardista. Por otro lado la utilización de primeros planos para remarcar sentimientos, tomas que recuerdan a pinturas o el uso de simbolismos son recursos comunes en la obra, esto se puede ver como una marca identitaria del cine Alemán, o el europeo en general.

De este modo, nos encontramos con un producto que el común de sus espectadores sabe que es complejo pero que no puede dejar de ver ¿por qué pasa? La historia es apasionante, el hecho de saber que todos los personajes están conectados entre sí y que el viaje en el tiempo fue factor para el nacimiento de muchos de ellos atrapa a cualquiera. Pero más que nada los fanáticos de los viajes en el tiempo pusieron la voz en alto al ver las más alocadas paradojas temporales.

Un personajes que es madre de su madre u otra que dio a luz a su propio abuelo parece una locura y un sin sentido, está en el mérito de los guionistas haber concretado una estructura narrativa donde todo eso tiene sentido, y solo es la punta del iceberg. Porque no solo es lo desencajado de la historia, es el tono serio y trágico que logró que millones de espectadores se tomen en serio una historia con miles de aristas e interpretaciones.

Durante las dos primeras temporadas vimos como la desaparición de un niño del pueblo desencadena los hechos, donde muchos personajes viajan en el tiempo a distintas épocas basado en ciclos de 33 años. Aquí podemos ver teorías sobre el tiempo como dimensiones o una visión sobre el destino como algo inevitable. Pero a partir del final de la temporada dos se planteó un nuevo lugar para explorar, los universos paralelos.

Esta temporada final lejos de comenzar a explicar rápidamente todos los enigmas que planteó, comenzó a generar otros y a presentar a personajes nuevos. Se desarrolló de forma compleja la idea de las realidades alternas mientras muchos enigmas se resolvían a medida que la trama avanzaba. Obviamente si ya la idea los viajes en el tiempo era compleja, esto ya es otro nivel. 

En la historia de la ficción hemos encontrado muchas historias que abordaban el viaje entre épocas como Terminator, Volver al Futuro o la serie Lost (que también tocaba los universos paralelos). En todas estas historias encontrábamos historias apasionantes con personajes entrañables, pero que si las analizabas con cuidado encontrabas agujeros de guión importantes. Es en ese lugar donde Dark fue distinta. Hay un cuidado muy interesante para que todo lo que sucede enriquezca y tenga sentido dentro de la lógica de la trama.

Todo viaje está contemplado en el transcurso del tiempo, esto genera que el guión tenga que tener un cuidado mayúsculo en no pisar el palito y generar errores que quizás perjudiquen a la historia. Según sus creadores primero se crearon los personajes para luego crear sus historias, de este modo lo humano estuvo antes que lo cinematográfico y todo avanzó sobre los arcos de personaje con quienes primero nos involucramos para luego recorrer con ellos el camino.

Atreverse a hacer una serie que ponga a pensar al espectador, que no tome atajos baratos para contar su historia y que cuide su estética visual y tono es algo a destacar para una plataforma como Netflix, que muchas veces crea productos que parecen hechos en fábrica. Aún con sus cabos sueltos, Dark le genera un desafío a la audiencia, busca que se saquen conclusiones, se creen interpretaciones y se llegue a debatir los significados. Todo esto con una estructura de viajes en el tiempo que marca un parte aguas para los que vengan después, porque si bien aquí no hubo un DeLorean hubo una historia que supo ser contada. 


  

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS