viernes 10 de julio de 2020 - Edición Nº843
Editor Platense » Construcción e Inmobiliarias » 8 may 2020

SITUACION EN LA PLATA

Las dificultades de comerciantes y pymes para pagar alquileres y un artículo del Código Civil que pueden hacer valer


Por:
Sofía Luz Vertua. Fotos: Ojo de Pez

El Código Civil y Comercial en su artículo número 1203 respalda a los inquilinos que no pueden gozar del inmueble destinado al comercio por caso fortuito o de fuerza mayor. De esta manera pueden pedir la rescisión del contrato o la secesión del pago del precio por el tiempo en que no puedan usar o gozar del mismo.

La pandemia y el aislamiento obligatorio trajeron consigo una serie de consecuencias económicas. Los comerciantes de la Ciudad se encuentran en una situación delicada ya que no pueden abrir sus locales para vender sus productos. Razón por la cual no generan ingresos para pagar los alquileres, sueldos e impuestos.

Pero dentro del Código Civil y Comercial hay una serie de artículos que los protegen de situaciones de fuerza mayor como el contexto socioeconómico presente. “El artículo 1.203 es más que nada para los alquileres comerciales, aquellos que tienen un fin o destino específico ya sea para la venta o fabricación de algún bien o servicio”, explicó Emiliano Pascual, corredor inmobiliario de La Plata.

El artículo 1.203 del Código Civil y Comercial (CCyC) aclara:  “Frustración del uso o goce de la cosa. Si por caso fortuito o fuerza mayor, el locatario se ve impedido de usar o gozar de la cosa, o ésta no puede servir para el objeto de la convención, puede pedir la rescisión del contrato, o la cesación del pago del precio por el tiempo que no pueda usar o gozar de la cosa. Si el caso fortuito no afecta a la cosa misma, sus obligaciones continúan como antes”. 

Santiago López Akimenco, Vocal Titular y Tesorero de la Federación de Centros Asociaciones y Círculos de Martilleros y Corredores Públicos de la Provincia de Buenos Aires señaló:  “En líneas generales y en su gran mayoría todos los propietarios e inquilinos de alquileres comerciales están realizando negociaciones. El propósito de todos es buscar soluciones para que las actividades puedan preservarse con el fin de preservar el trabajo de todos”, resaltó.

Y agregó:  “Estamos hablando de una economía que se va a ver afectada, las partes lo entienden así  y de alguna manera se están poniendo de acuerdo para perdurar. Hay otras que quizás no lo pueden hacer y acordarán las rescisiones anticipadas como corresponde, porque lamentablemente el nivel de afectación que pueden llegar a tener algunas actividades son definitivas y en algunos casos ya ha estado sucediendo”.

En la misma línea, Emiliano Pascual aclaró: “Desde mi inmobiliaria y desde las otras inmobiliarias con las que trabajo nadie ha llegado a ese punto tan drástico de no cobrar el alquiler o de hacer uso de ese artículo”. Sino que se han logrado establecer acuerdos entre ambas partes. En el mes de abril la mayoría de los locatarios comerciales abonaron el 50 por ciento del alquiler y el otro 50 por ciento fue bonificado. Existieron casos que no pudieron llegar a la mitad del monto del alquiler y pagaron menos.

Pascual resaltó que tanto las inmobiliarias como los propietarios han sido más flexibles, entendiendo la situación por la que estamos pasando todos. “Se llegaron a acuerdos de bonificación, algunos pagaron el 30, otros 50 o el 60 por ciento. Pero la gran mayoría pagó el 50 por ciento en lo que es abril, hay que ver en mayo quién podrá pagar el 50 por ciento de algo que no generó dinero”.

NOTICIAS RELACIONADAS

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

Advertisement

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS