DESTACADAINTERÉS GENERAL

¡Carpinchos al ataque! Los animales tienen en vilo a los habitantes de Nordelta

La realidad nuevamente supera a la ficción, porque la posibilidad de que los carpinchos recuperen su territorio sería un buen argumento para una película infantil o de terror. En este caso, estos simpáticos animales empezaron a aparecer en gran número en Nordelta, un espacio perfecto para lograr aparearse debido a la tranquilidad de sus lagunas.

En ese punto del municipio de Tigre, en el norte de la provincia de Buenos Aires, la población de esta especie no para de crecer, lo que genera inconvenientes de todo tipo: parques destrozados y hasta mascotas heridas.

Oreo fue atacada por dos carpinchos

Foto: La Nación.

“Oreo” es una schnauzer mini que una mañana fue atacada por un carpincho, la perra terminó con heridas en el estómago y las patas traseras. Rápidamente su familia tuvo que llamar a la veterinaria para ser asistida, aunque el temor de los frentistas es que estos roedores gigantes ataquen a un niño

Vale señalar que este animal es el de su clase de mayor tamaño en el mundo, puede medir hasta 1,30 metros de largo y los adultos llegan a pesar 60 kilos, una verdadera bestia. Viven en grupos de 10 a 20 animales, en los que siempre hay un dominante que controla un territorio que suele ser de entre cinco y 20 hectáreas.

Los carpinchos se mueven en manada por Nordelta

Foto: La Nación.

Finalmente, vale señalar que los carpinchos generan hasta problemas de tránsito ya que cruzan en manada la calle e incluso los residentes sostienen que han generado accidentes, una verdadera locura.

Asimismo, cabe mencionar que ambientalistas señalan que este “ataque” de los carpinchos se debe al avance de la urbanización que hubo en la zona, el cual invadió el hábitat natural de estos animales.

vidArray

Por

También te puede interesar

1 Comentarios

  1. Habría que castrar a las personas que viven en Nordelta para que no se reproduzcan ya que son la especie invasora, los carpinchos son autóctonos y mejores, más buenos y cariñosos, si no les gustan los carpinchos FUERA DE LA ZONA.- Mario.-

Dejanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en:DESTACADA